Contacto

DIFERENCIAS EN LAS DEFINICIONES DE COSMÉTICOS Y MEDICAMENTOS

| 21 Julio 2020

Muchos países definen medicamentos y cosméticos de forma distinta que en EE.UU.. Por ejemplo, en algunos países, los filtros solares se regulan como cosméticos. En EE.UU, se regulan como medicamentos. Restauradores capilares, protectores de la piel, analgésicos, efectos contra el envejecimiento que involucran la estructura o función de la piel y el tratamiento del acné, la caspa, el eccema o la irritación de la piel son otros ejemplos de afirmaciones que causarían que los productos se regularan como medicamentos (o en algunos casos, tanto medicamentos como cosméticos) en EE.UU.. Los cosméticos y los medicamentos están sujetos a distintos requisitos.

El uso previsto de un producto determina si es un cosmético o un medicamento según la ley. Se aplican distintas leyes y reglamentos a cada tipo de producto. En ocasiones, las empresas infringen la ley porque comercializan un cosmético con una afirmación como medicamento o comercializan un medicamento como si fuera un cosmético, sin cumplir los requisitos para los medicamentos.

¿Cómo define la ley un cosmético?

La Ley Federal de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos,   define a los cosméticos por su uso previsto como “artículos previstos para frotarse, verterse, rociarse o atomizarse, introducirse o de otra forma aplicarse en el cuerpo humano para limpiar, embellecer, aumentar el atractivo o modificar la apariencia” (Ley Federal de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos, Sección 201[i]). Entre los productos que se incluyen en esta definición están los humectantes para la piel, los perfumes, los lápices labiales, los esmaltes para uñas, las preparaciones de maquillaje para ojos y rostro, los champús de limpieza, las permanentes, los colorantes para el cabello y los desodorantes, así como cualquier sustancia prevista para usarse como componente de un producto cosmético.

¿Cómo define la ley un medicamento?

La Ley Federal de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos define los medicamentos, en parte, según su uso previsto, como “artículos previstos para su uso en el diagnóstico, cura, mitigación, tratamiento o prevención de enfermedades “y” artículos (distintos a alimentos) previstos para afectar la estructura o cualquier función del organismo de un ser humano u otros animales (Ley Federal de Alimentos, Medicamentos y Cosméticos, Sección 201[g][1]).

¿Puede un producto ser cosmético y medicamento a la vez?

Algunos productos satisfacen las definiciones de cosméticos y medicamentos. Esto puede ocurrir cuando un producto tiene dos usos previstos. Por ejemplo, un champú es un cosmético porque su uso previsto es limpiar el cabello. Un tratamiento anticaspa es un medicamento porque su uso previsto es tratar la caspa. Por lo tanto, un champú anticaspa es tanto un cosmético como un medicamento. Entre otras combinaciones de cosméticos y medicamentos están las pastas de dientes que contienen flúor, los desodorantes que también son antitranspirantes y los humectantes y maquillajes comercializados con afirmaciones de protección solar. Dichos productos deben cumplir con los requisitos para cosméticos y para medicamentos.

¡Compartir!
Registro
Ya tengo cuenta, Iniciar sesión
We use Cookies | More info
Cookies Preferences